Caminando desde Olivenza, hacia Jerez de los Caballeros entre dehesas y matorrales, teniendo por frontera con Portugal, el río Guadiana, nos encontramos con la Villa de Alconchel.

En nuestra ruta hacia Alconchel avistaremos desde la lejanía, en la cima del cerro, la majestuosa silueta del Castillo de Miraflores, aunque de origen árabe y reconstruido por el monarca luso Alfonso Enríquez en el siglo XII, fueron los Templarios los que después lo usaron como bastión de la Orden y situación estratégica respecto a la frontera. Será obligada nuestra visita y perdernos en su historia rememorando viejos episodios históricos entre aljibes, mazmorras, capillas y otras dependencias.

Con la defensa fortificada del Castillo nos adentraremos en el pueblo, donde mantiene su fisonomía tradicional rural con edificaciones actuales respetando su arquitectura popular.

Visitaremos la Iglesia Ntra.Sra. de los Remedios, haciendo paradas en las fuentes del Venero, la Fontana o del Pozo Ríos, recorreremos sus calles largas, Corredera y Luenga y nos detendremos en la Plaza Mayor, donde dejaremos que nos alumbren las vistosas farolas que acompañan al Ayuntamiento y saldremos, según destinos a tomar si Jerez de los Caballeros o Táliga, por sus puentes medievales.

Pero Naturalmente Badajoz, nació con la idea firme de enseñarte un tesoro natural, en muchas ocasiones desconocida por muchos y de una belleza natural espectacular, donde abarcamos diferentes secciones de nuestra rica Naturaleza que en este caso, Alconchel, nos lo brinda todo junto en el Corredor Ecofluvial de Rivera de Alconchel.

Saldremos equipados y avispados por todo lo que os vamos a enseñar, empezando por el Centro de Interpretación de la Naturaleza del Gollizo y continuando en el observatorio de Aves de la Cobanada, deleitándonos de su variable fauna y flora.

Os marcaremos nuestras rutas sobre la Rivera de Táliga, por donde el agua transcurre con una alta calidad biológica, acompañándola hasta su desembocadura en el Río Guadiana , donde alrededor además de la presencia de nuestra querida dehesa, nos encontraremos con el bosque mediterráneo, matorrales, típica vegetación de riberas, llanuras de cultivos…En la rivera, además, disfrutaremos de su fauna piscícola con abundantes especies diversas desde jarabugos, colmillejas, barbos hasta black bass y más.

Pasearemos hacia el pantano de Alqueva donde seguro seremos sorprendidos por el descubrimientos de numerosos nidos de rapaces o avistamiento del Búho Real.

No te vamos a contar más, porque Alconchel forma parte de nuestros secretos más preciados sobre la naturaleza extremeña y queremos que vengas con nosotros, lo disfrutes en vivo y mantengas a buen aguardo nuestros secretos.