Una de nuestras joyas naturales, atraviesa “Naturalmente Badajoz” de norte a sur, uniéndolos en un solo camino: Cañada Soriana.

Cañada Real Soriana por Badajoz.

Le abrimos las puertas por el Puerto del Zángano, dejando Villar del Rey para acercarse a la Raya. Continua por Cerros Verdes y Botoa, adentrándose poco a poco por nuestras tierras de asedios. Eso sí, adoptando el nombre de Cañada de Sancha Brava, saludando al río Gévora para abrazar Badajoz.

La Cañada sigue su ruta por el Cortijo Sánchez y el Cedeño saludando un cordel de Malpica y Mancha de los Pinos. Aquí tomamos ya el fin de su recorrido para dividirse en dos ramas, una finaliza en Valverde de Leganés y la otra descansa en tierras de San Jorge de Alor.

Naturalmente Badajoz Vs Cañada Real Soriana.

Os enseñaremos el camino que nos lleva hacia la majada. Pero no solo disfrutaremos de la dehesa extremeña, también de su vegetación a veces de retamas, hierbas, a veces alcornoques, madroños, jaras y encinas que nos cobijen y den sombra. No solo disfrutaremos del canto de gorriones, mirlos, estorninos, verdecillos, durmiendo con la sintonía del mochuelo, el cárabo, incluso veremos al búho real o acompañaremos águilas calzadas, culebreras, buitres…

No solo cruzaremos arroyos y rodearemos los ríos, tomaremos caminos que por tramos se desnuda de árboles. En él, alondras, chorlitos y avefrías nos llenan estos vacíos desarbolados pero merece la pena, ¿sabes porqué? Porque te vamos a contar un nuevo secreto, pero no se lo cuentes a nadie: veremos cigüeñas negras y nuestro rey más preciado, el águila imperial ibérica.

En memoria de nuestros pastores.

Pero insistimos, no solo nos deleitaremos de nuestra naturaleza. Le devolveremos la actividad humana recordando el esfuerzo de nuestros pastores. Competiciones deportivas nos recordarán la lucha diaria de ellos, excursiones micológicas, rutas legendarias y sobre todo daremos valor al sector de hostelería, turismo rural y demás sectores turísticos con nuestro corredor turístico montado alrededor de la Cañada Real Soriana Occidental.

Ven y no se lo cuentes a nadie.